sábado, 5 de diciembre de 2015

Cuando las nóminas se pagaban a cazos

Cuando quienes se dedican a la arqueología hablan de un fósil director, se refieren a un objeto o resto material típico de una civilización o cultura. En el caso de la Mesopotamia prehistórica (hacia el IVº milenio a.n.e.), si nos referimos al Periodo de Uruk, el fósil director es sin duda una pieza de cerámica muy singular: los llamados Cuencos de Borde Biselado (Beveled Rim Bowls).




Estos cuencos o tazones de borde biselado o beveled rim bowls son uno de los ejemplos más curiosos de la elaboración masiva (industrial) de un objeto estandarizado, ya que se produjeron en grandes cantidades ya desde el Periodo de El Ubaid (primera mitad del IVº milenio a.n.e.) y son muy abundantes a finales del Periodo de Uruk, donde se encuentran literalmente a montones.
Se trata de tazones troncocónicos, muy toscos en su elaboración, con fondo
plano y paredes gruesas y rectas que forman un ángulo de unos 60º con la horizontal. Las medidas no suelen variar: unos 8 centímetros en la base, 18 en la boca y de 8 a 10 de altura, con una capacidad equivalente, aproximadamente, a un litro.
Bevelled rim bowl del BritishMuseum
Se cree que estos cuencos se usaban como medida, como pago de las jornadas de trabajo, y que seguramente medirían la cantidad de grano (trigo o cebada) o líquido (cerveza o aceite, por ejemplo) equivalente al jornal. Por su parecido con los moldes para pan egipcios, hay quien ha indicado que bien podrían tener este uso y que los trabajadores recibirían su sueldo en pan.

Molde para pan bedja egipcio
En la primitiva escritura cuneiforme, donde aún es posible identificar los pictogramas e ideogramas, el símbolo de estos tazones (ninda, en lengua presumeria) viene asociado a una cabeza (sag) que bebe de él, lo que vendría a significar “comer”.

Tablilla protocuneiforme donde se muestra, abajo, a la izquierda, el signo ninda asociado a sag
Tablilla protocuneiforme donde se muestra, abajo, a la izquierda, el signo ninda (cuenco) asociado a sag (cabeza).

Estos tazones se hicieron seguramente a molde, ya fuera sobre un núcleo de piedra, madera o cerámica o en oquedades. Lo interesante de estos objetos es la constatación de un medio de intercambio económico estandarizado (dinero) en época tan temprana.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Se permite todo tipo de comentarios siempre y cuando éstos no sean ofensivos y se escriban bajo las más básicas normas del respeto y las buenas formas.